¿Conoces la herramienta del “NO” para llegar a tus objetivos?

En la Gestión  del Tiempo una de sus mayores trampas es esta, no saber decir NO. Cuando aceptamos todas las demandas que nos llegan, sin calcular su importancia o prioridad, lo único que conseguimos es obligarnos a abandonar nuestras responsabilidades y alejarnos de nuestras metas.

Muchas veces nos posee el miedo a defraudar, a ser juzgados o rechazados si nos negamos a realizar esa tarea que nos aparece escondida bajo el envoltorio de ” un favor”, estamos ante la creencia que debemos hacer todo por los demás, dejando nuestras necesidades en segundo plano.

Haz click

¿Qué nos hace decir siempre SI?

Generalmente nos encontramos dos causas principales que nos llevan a esa creencia:

  1. Miedo como he explicado antes, es ese miedo a ser criticado, a defraudar a nuestros compañeros o a sentir limitadas nuestras capacidades.
  2. Baja autoestima  fruto de etiquetas que nos crean mapas mentales que nos condicionan y afectan en la manera de relacionarnos.

Cuantas veces de manera inconsciente destacamos nuestro defectos por encima de nuestras capacidades profesionales y personales.

No debemos olvidar que cada vez que anteponemos la necesidad de atender las peticiones de los demás, aunque estas sean menos importantes, estamos abandonando nuestra responsabilidad y dejando en segundo plano nuestras necesidades o nuestros objetivos, creando un desgaste emocional al intentar agradar a todo el mundo.

¿ Cómo aprender a decir NO?

Di NO de la manera mas asertiva posible, aprende a exponer tu opinión con firmeza pero sin agresividad, no es cuestión de negarse a todo,  solo a aquellas demandas que nos alejan de nuestros objetivos, que sean delegables. Debemos actuar desde nuestro criterio, entendiendo que un NO bien justificado vale más que cien Si por compromiso.

Dar valor a tú tiempo y a tú trabajo es un reflejo de tú profesionalidad y un compromiso con uno mismo. No vas a ser mejor compañero o mejor empleado o amigo si aceptas todas las demandas, vas a ser mejor, si aportas valor a tu relación personal o profesional.

¿Te produce ansiedad decir NO?

Si tu respuesta es si, es normal ,acepta esa ansiedad como parte del aprendizaje, decir NO produce miedo al rechazo a no saber como responderá la persona, pero solo así podrás aprender a marcar tus límites y recuerda:

  • Usa respuestas simples y directas pero razonadas evitando las excusas
  • Se fiel a ti mismo y a tus objetivos
  • No te comprometas si no puedes, debes hacerlo si estas desacuerdo con lo que te piden o si puedes hacerlo, nunca adquieras un compromiso que no puedas cumplir.
  • No rechazas a una persona, rechazas una tarea, así que no temas la decisión pero cuida las formas,  “.Gracias pero no puedo…” “me halagas  que hayas pensado en mi pero me es imposible hoy…”

“Solo aprendiendo a decir NO podemos concentrarnos en las cosas que realmente importan” Steve Jobs

¿Hablamos?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *